Fue un honor contar con este EQUIPAZO de talentos que sumaron, vibración tras vibración, la magia completa que hoy forma Apurar La Primavera. Aquí la lista!

Todos los mencionados tendrán su *ph*: pequeña historia.

Primerísimo que nada, mi querido productor LUIS MAURETTE (de LULACRUZA). En los albores del disco, cuando todavía era un proyecto o quizás antes aún, cuando era una simple (aunque poderosa) INTENCIÓN, estaba la pregunta acerca de quién sería el productor. Luego de entrevistarme con varios candidatos, todos muy talentosos, me decidí por Luis por una simple razón: ME LATIÓ. Me gustó su energía y había “algo” que me hacía sentir como en casa en su prEsencia. Eligió el corazón!

Gonzalo Arévalo (La Bomba de Tiempo, Luvi Torres): percusión, batería y “latería”. Gonzalo fue convocado por Luis Maurette y, además de que es un genio golpeando cosas, le dio un sabor muy especial al disco (sobre todo en arreglos) con todo un set de “latas” y chirimbolos que llevó al estudio. Hay un lindo video en mi Facebook donde se lo ve jugando con ese set. Además, fue el creador de esa frase rítmica en cajón peruano TAN característica de la canción SOL INTERIOR.

Juan Emilio Telechea: bajo. Telek también fue convocado por Luis Maurette, me lo presentó como el “niño genio”. Mucho groove, corta edad y un temple de lo más ecuánime. Entrerriano el compadre, un grosso. Amo el groove que le sumó a LOS ANIMALES.

Federico Melioli (Tanosfera, Hilda Lizarazu Trío): bajo. Al Tano Melioli lo conocí en casa de unas amigas misioneras que viven en Baires. Después me invitó a grabar voces en una canción suya, hablamos del disco, le hice escuchar un adelanto, me hizo unas devoluciones muy valiosas y le invité a grabar un par de bajos. Aceptó encantado. Estaba muy ocupado con el disco de Hilda, pero los grabó, como el estupendo profesional que es, en Pana Records, por su lado, luego me envió los tracks. Le tengo un cariño muy especial porque apoyó mi carrera en todo momento. Además me presentó a Tito Losavio, con quien tengo mi otra banda actualmente (Pacha Beat).

Fernando Tur (Cocktail Tur): guitarra eléctrica. Fernando fue convocado por mí. Lo conozco de hace un par de años, por otros amigos, y hemos grabado y cantado juntos un par de veces. Es caótico y genial, una explosión creativa constante. Lo adoro. Le dio unos sonidos muy geniales a algunas canciones. Amo sobre todo el solo de guitarra de LA DESCARRIÁ, onda cumbia peruana.

Ensamble Chancho a Cuerda (producción musical completa en Canción del Río, y arreglos de violín y clarinete del disco). Musicazos y excelente personas, nerds y divertidos. Fue un honor y un placer contar con su participación en Canción del Río. Grabé con ellos el primer videoclip del disco y me sentí muy afortunada de poder rodearme de una banda/orquesta como esa.

Ensamble Vasco Russo: vientos. Con el disco casi listo, a Luis se le ocurre convocar a Fermín Echeveste a que grabara unas trompetas, y al final participó todo un ensamble con trompetas, trombones, flugen, oboe, etc. Sin dudas, le dieron un excelente color al disco (sonido “de pueblo”). AMO la estampida final en LOS ANIMALES (siento correr elefantes, jirafas y monos) y lo mucho que levantaron LA DESCARRIÁ.

VOCES INVITADAS:

Miss Bolivia en LA DESCARRIÁ: No hay mucho más que decir de Paz Ferreira aka Miss Bolivia: es una genia total, tiene magia, fuerza, magnetismo. Su participación en el disco es un verdadero REGALO, no solo por la parte musical sino también humana, siendo una artista reconocida que accede (y de re buena gana!) a darle una mano a una artista nueva. Es una amiga y una persona a la que admiro. Cuando la invité a participar, me dijo “para mí será un honor y un placer cantar en tu disco”.El honor y el placer son míos!

Paloma del Cerro: Otra hermana maga de altísimo magnetismo y dulcísima voz, que sumó su magia a una canción que amo, SOL INTERIOR. Con Paloma Kippes tengo un vínculo y un cariño muy especial, ya que ambas iniciamos juntas nuestras carreras musicales allá por el año 2001, cantando canciones “de protesta” en una banda de electrónica llamada Open Source. Fue largo el camino recorrido, muchos los cambios (“van cambiando los vientos”, como dice la canción), y aun al día de hoy nos reconocemos en la diferencia y cada vez que unimos nuestra voz, algo mágico sucede.

Lucila Domínguez: Hizo todos los coros del disco, y aparte de tener una de las voces más dulces que conozco, es una talentosísima cantautora, ilustradora y muralista. Una mujer multi-talento! Que además tiene una personalidad muy carismática, así que siempre es un placer contar con ella. La conozco desde hace muchos años y, en sus palabras, “siempre quiso verme florecer”. Apoyó mi carrera desde el primer momento y fue un honor su participación en mi disco.

PARA FINALIZAR, no quiero dejar de mencionar aquí a la persona que hizo fácticamente posible todo este proyecto, ANTONIO BALSEIRO. Tan importante es, que se merece un post aparte!

Leave a Reply